lunes, abril 23

Puedes

Puedes tardar dos eternidades en volver.
Puedes no volver nunca,
porque sólo tu cuerpo está lejos.
Porque el calor que me diste permanece.
Porque sigue tu imagen pegada a mi pupila.
Porque yo,
como Pénelope,
sigo tejiendo y destejiendo mi tapiz.
Porque a ti,
como a Odiseo,
te sigue esperando Ítaca

4 comentarios:

tarta de manzana dijo...

Violeta, dice Kavafis que lo importante no es regresar a Ítaca sino el camino, el viaje. Lo que enriquece no es llegar al objetivo sino todo lo que se hizo para alcanzarlo.

Violeta dijo...

Precisamente el camino... puede ser lo preocupante... pues es una Penélope la que lo enarra

hojita de menta dijo...

Me ha encantado.

Violeta dijo...

Gracias, hojita de menta!!!